“Si uno fuera a llorar cuanto termina/ no alcanzara las lágrimas a tanto/. Nuestras horas de amor, casi divinas,/ es mejor despedirlas con un canto”.  RÉQUIEM.Silvio Rodríguez.

HAGAN MEMORIA. –Después del miércoles 20 de enero, ya nada sería igual en el PLD. La segunda parte de la novela “La Venganza”,protagonizada por Quirino Ernesto Paulino, ha arrasado los ratings nacionales de redes, plataformas digitales y canales de televisión, y amenaza con arruinar la esperanza de un posible entendimiento entre las dos partes en que se ha partido el PLD.Ya no es solo cosa de que “nunca segundas partes fueron buenas”sino de que, estas pueden llegar a ser funestas. Hagamos memoria: Hubo una acusación frontal. Sonaron las alarmas. En Bella Vistao Juan Doliola OTANo el Pacto de Varsoviase miraron mal. Cierta o falsa, la denuncia era una hecatombe y no de esperanza, un terrible derrumbe que, a diferencia de aquel de Benedetti,no podía ser previsto, y de hecho no lo fue. La aparición de la segunda parte de la novela que superó la teleaudiencia de “Renzo El Gitano, La Mujer de aquella noche”y de “Doña Bella”juntas, unas sesenta horas después de la lectura de la denuncia de los seguidores de Fernández,y, replicada para su amplificación cuasi perfecta por el adversario político por excelencia del afectado, el expresidente Hipólito Mejía, cambia casi todo en el PLD, su presente y sobre todo su futuro.

LAS PREGUNTAS. –Alguien dijo una vez que, al final, todos los partidos políticos mueren por haberse tragado sus propias mentiras. Como es verdad que, de seguir con sus malos juegos, el PLD va camino a una guerra fratricida que podría significar su salida del poder.  El voto duro del PLD es muy duro, pero partido en dos no lo será tanto. No sabe uno cuál es el límite del cinismo que puede practicar un político y puede tolerar un electorado. ¿Podrá el PLDdividido mantener el poder? ¿Qué puede significar una segunda modificación constitucional con el único argumento de que el PLD “necesita” llevar a las elecciones a su mejor candidato? ¿Qué tiene que ocurrir en esa organización para que Leonel Fernándezpierda unas primarias abiertas frente al delfín finalmente ungido por Medina? ¿Es posible una victoria electoral de Leonelsin el apoyo de Danilo? Mucho me temo que las matemáticas electorales podrían no salirles a los morados. La estabilidad macroeconómica de Valdez Albizu, las políticas sociales Margaritao la Jornada escolar de tanda extendida de Navarro, son grandes avances, sí, pero no dan para tanto.

NI SILVIO NI MOZART. –  El problema del PLD-como el de aquel PRD de los ochentas- es que, al acumular tanto poder dentro de los poderes del Estado, sus asuntos internos se convierten en asuntos nacionales. Tanto es así que, hoy el PLD es al mismo tiempo partido de gobierno y líder de la oposición, y si no lo frena Juan Boschdesde su tumba, es capaz de matarse para, ya en la funeraria, ser -además- el muerto. Pido perdón. Este bulevar parece un réquiem y no el de Mozart. Ni siquiera el de Silvio Rodríguezcuyas letras comparto aquí, sino el de un partido al que de tanto gobernar y ganar siempre le han entrado unas ganas terribles de morirse… y llega el invierno, fríos de Valle Nuevo, ay,en un enero para la historia. Entonces, tócala otra vez, Sam, tócala otra vez: “Si uno fuera a llorar cuanto termina/ no alcanzara las lágrimas a tanto/. Nuestras horas de amor, casi divinas,/ es mejor despedirlas con un canto”. RÉQUIEM. Silvio Rodríguez.

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s